Pasaje Clave: Ester 1:19-22.

UNA LEY AL SERVICIO DE ALGUNOS
Las leyes de un país deberían favorecer a todos los ciudadanos, ser leyes equitativas que beneficien a todos sin distinción de razas, sexos, culturas ni religión, sin embargo, cuando las leyes favorecen a algunos y excluyen a otros, o cuando las leyes benefician a unos pocos en perjuicio de los demás, esas leyes son injustas y generan enojos y conflictos.
Y aunque las leyes deberían estar basadas en la justicia y en la verdad, el Estado (o gobierno de turno), lamentablemente termina escuchando a personajes nefastos (con mucho poder político y económico, pero nefastos) y avalándoles sus mentiras y propuestas. Y esto es muy, muy similar a lo que el rey Asuero hace con la propuesta exageradísima, retorcida y mentirosa de Memucán.

¿Qué propone Memucán para solucionar el “gravísimo” problema de Vasti que “contagiaría” a “todas” las mujeres del reino? (vs.19-20)
¿Entiendes?
1. Por “ley” la reina Vasti no podrá presentarse más delante del rey.
¿A quién beneficia esta ley absurda? Solo al rey Asuero. El muy cobarde (y borracho) se esconde detrás de una ley para no tener que enfrentar a Vasti.

2. Por “ley” Vasti sería reemplazada por otra mujer “mejor” a quien harían reina en su lugar. ¿A quién beneficia esta ridícula ley? Solo al cobarde de Asuero.
Esto también me hace pensar en cuán poco le importaba a él la reina Vasti. Ella era un “producto” descartable y reemplazable.
Piensa. ¿Vasti es “peor” mujer por haber hecho respetar su dignidad?
¿Ser “mejor” mujer entonces significaría estar dispuesta a someterse a todos los caprichos y demandas del rey, aún yendo en contra de la propia dignidad?
¿Entiendes cómo esta tontísima ley solo beneficia a unos pocos?

3. Por “ley” todas las mujeres honrarán y obedecerán a sus esposos. ¿A quién beneficia esta absurda ley? A los hombres.
Si partimos del supuesto de que “todas” las mujeres se volverán rebeldes a sus esposos, entonces, esta ley “servirá” para prevenir ese “gran” mal. Y “automáticamente”, de ahora en más, todas las mujeres se volverán respetuosas, amorosas, cariñosas y obedientes a sus maridos. ¡¡JAJAJAJA JAJAJAJAJAJAJAJA!! ¡Es un decreto completamente absurdo y ridículo!
En la práctica no sirve absolutamente para nada.
Por “ley”, ¿automáticamente las mujeres “rebeldes” y “desobedientes”, comenzarán a ser “obedientes” y “buenas” esposas?
¡Es ridículo! Es una ley completamente inútil, sin embargo beneficia a algunos pocos… Sirve para “calmar” el machismo herido de Asuero y sirve también para reforzar el control del hombre sobre la mujer, así como el sometimiento de la mujer a los caprichos del hombre.

¿Cómo reacciona Asuero ante semejante absurdo? (vs.21-22)
Recuerda que todos, Asuero incluido, estaban bajo los efectos del alcohol, enfiestados hasta la cabeza. Ninguno pensaba con claridad. Estaban reborrachos, por lo tanto, ¡les pareció una propuesta fantástica! y fue aprobada. Recuerda también que estamos en el 3º año de su reinado.

EL ESTADO METIÉNDOSE EN NUESTRAS VIDAS
En otras palabras, que sea el Estado el que se meta en la vida privada de sus ciudadanos, les imponga lo que tienen que hacer y lo que tienen que pensar y aprender, les quite libertades personales y los controle para la “satisfacción” de algunos pocos. Entonces, un grupo de nefastos personajes, financiados por una elite internacional que pone mucho pero mucho dinero, proponen y aprueban leyes que benefician a unos pocos. Leyes que son tan nefastas y endemoniadas como los nefastos personajes que las proponen y las votan a favor…
Que sea ley la Educación Sexual Integral (ESI) con ideología de género, para homosexualizar, transexualizar y pervertir a nuestros niños y niñas, confundiéndolos sexualmente y manipulándolos para el beneficio de adultos perversos… ¡y que nadie se atreva a cuestionarla!
Que sea ley el aborto, aún cuando vaya en contra de toda la evidencia científica y no sirva para resolver ninguno de los grandes problemas de las mujeres… ¡y que nadie se atreva a cuestionarla!
Que sea ley la pedofília y que “mágicamente” deje de ser una perversión sexual para convertirse en una “inclinación” sexual… ¡y que nadie se atreva a cuestionarla!
Que sea ley el matrimonio igualitario y haya “múltiples” familias y no solo la heteronormatividad … ¡y que nadie se atreva a cuestionarla!

Extracto del libro «Desafíos Para Jóvenes y Adolescentes: Ester»

Por Edgardo Tosoni

DESCARGA GRATIS Serie Desafíos Para Jóvenes y Adolescentes: Ester. AQUÍ

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here