Bienvenido a Nuestro Blog

Para Líderes – PREADOLESCENTES: GRUPO DE ESTUDIOS Y ACTIVIDADES

Para Líderes - PREADOLESCENTES: GRUPO DE ESTUDIOS Y ACTIVIDADES

¿Qué sucede, mientras tanto, entre actividad y actividad? La iglesia local desarrollará un trabajo continuado, de ser posible semanal, entre los preadolescentes de la congregación.

Las actividades masivas, a pesar de ser importantes, no son suficientes. El ministerio con los preadolescentes estará cojo e incompleto a menos que, entre actividad y actividad, se realice un trabajo fuerte, sistemático y continuado con los chicos y las chicas. Cada congregación debe desarrollar grupos de preadolescentes que trabajen el crecimiento diario de la fe de los chicos y las chicas. El propósito de estos grupos es ayudar a los preadolescentes a que:

La base del ministerio con los preadolescentes debe funcionar en la iglesia local. Es allí donde se hace el trabajo más difícil y profundo. No debemos olvidar que la esencia del trabajo no consiste en las actividades masivas. ¡En absoluto! Estas solo sirven como impulso y ayuda para el ministerio sistemático realizado en los grupos pequeños en cada iglesia local. No olvidemos ni perdamos de vista que las actividades de grupo grande son un complemento, nunca un substituto.

Desarrollar este tipo de ministerio dirigido a los preadolescentes nos plantea ciertos requisitos que deben ser tomados en cuenta si deseamos que el ministerio sea serio y consistente.

Se precisan monitores preparados. El punto más crítico y más importante del ministerio no es la actividad masiva, sino que se lleven a cabo actividades con grupos pequeños en las iglesias locales. Si tenemos la capacidad de generar grandes actividades de movilización que entusiasmen y atraigan a los chicos, pero luego no existe una continuidad en la iglesia, local, no podremos desarrollar una pastoral con ellos. Es como tener una gran cosecha y carecer de silos, o una gran pesca y no tener congeladores. Y el trabajo, aunque no totalmente en vano, perderá buena parte de su eficacia.

Naturalmente, para poder tener buenos grupos en las iglesias locales necesitamos monitores con visión, dedicación y capacitación. Gente que tenga una comprensión de la importancia de este tipo de ministerio y, a la vez, que sienta una auténtica pasión y preocupación por los chicos y las chicas que tendrán bajo su responsabilidad. El trabajo en la iglesia local fallará si carecemos de este tipo de personas.

Es necesario capacitar a las personas que deseen colaborar. Se debe proveer capacitación en áreas tales como: dinámica de grupos pequeños, planificación de actividades, comprensión de la preadolescencia, acompañamiento espiritual de los jóvenes, y otras.

Se precisará la colaboración de varias iglesias. El «momentum» y la movilización que precisan estas actividades no puede lograrse sin la participación de varias iglesias. Ayudar a las comunidades locales a que comprendan y asuman la importancia y la prioridad que tiene un ministerio con preadolescentes será un trabajo lento, y en ocasiones costoso.

Es fundamental una buena planificación. Todo lo anteriormente señalado pone de manifiesto que resulta básico y fundamental llevar a cabo una buena planificación del ministerio. Debemos trabajar teniendo todo el año de trabajo planificado con antelación, aunque eso no significa que todos los detalles deban estar listos al comienzo del año. No olvidemos que hablamos de presentar todo el programa del año en la actividad de lanzamiento. Eso implica que cuando el año se ponga en marcha deberemos tener claros no solo los objetivos, sino también el programa que llevaremos a cabo.

Autoevaluación.

1) ¿Qué descubrió el Barna Research Group, que publicó en su estudio niños del tercer milenio?

2) ¿A qué se debe el hecho de que los fenómenos relacionados con la adolescencia se dan en una edad cada vez más temprana? dar varios ejemplos de estos fenómenos.

3) ¿De qué forma el carácter gregario de los preadolescentes es un punto estratégico para la pastoral con ellos?

4) ¿Qué significa la frase: Los preadolescentes tienen capacidad para la movilización?

5) Explica con tus propias palabras las tres características de un ministerio dirigido a los preadolescentes.

6) ¿Cuáles son las dos cosas que facilitan el aprendizaje?

7) Explica con tus propias palabras las características necesarias para la actividad de lanzamiento.

8) Explica el rol de las actividades intermedias en el proceso del trabajo con los preadolescentes.

9) Explica el rol que tienen los estudios en la iglesia local en el proceso del trabajo con los preadolescentes.

10) ¿Por qué es imprescindible la colaboración de varias iglesias en el proceso del trabajo con preadolescentes?

Trabajo práctico.

Imagina que tienes una reunión con los padres y el liderazgo de la iglesia para convencerlos acerca de la necesidad de crear una pastoral con los preadolescentes de la congregación. Usa la información que se encuentra en este capítulo para preparar una presentación que los ayude a entender la urgencia y el valor estratégico de este ministerio. Y crea una propuesta para la puesta en práctica de este ministerio usando todos los puntos del ciclo de crecimiento.

Extracto del libro “Raíces”

Por Félix Ortiz

 



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingresa tu email y recibe actualizaciones:

Enviado por FeedBurner