Bienvenido a Nuestro Blog

Devocional – SANSÓN 3

Devocional - SANSÓN 3

Pasaje Clave: Jueces 16:1-22

PROBLEMAS DE CARÁCTER 2
La lista se sigue ampliando. Agreguemos 3 problemas más:
. Inmadurez.
. Egoísmo.
. Actitudes de venganza.

¿Cuántos años lleva Sansón como juez de Israel? (15:20)
¡Muy bien! Ya han pasado 20 años, pero a partir de ahora comienza la cuenta regresiva para el liderazgo y la vida de Sansón.

EMBARRANDO LA CANCHA 4
Y ahora, ¿con quién tiene sexo Sansón? (vs.1)
Su debilidad por las mujeres lo lleva ahora a tener relaciones sexuales con prostitutas. Ay, ay, ay, Sansón… ¡más problemas de carácter!
Sansón era un nazareo, un hombre consagrado a Dios. Ser el juez de Israel, ¿le da libertad para hacer lo que él quiera?
¿Qué piensas de alguien que “sirve” a Dios pero se acuesta con prostitutas?
¿Qué piensas del líder o del pastor que mira pornografía?
¿Qué piensas del líder o del pastor que seduce a las chicas o mujeres del ministerio juvenil o de la iglesia?
¿Qué piensas del líder de jóvenes que tiene sexo con su novia o que sale con una chica que no es cristiana?
¿Qué piensas de las líderes juveniles, o pastoras, que seducen y provocan con sus actitudes, posturas y miradas?

¿Qué hace a continuación Sansón? (vs.2-3)
¡Wow! Las puertas de las ciudades tenían la altura de un edificio de dos pisos, y estaban llenas de clavos y cubiertas de bronce para evitar que se quemaran fácilmente. Sansón las arrancó como papel, se las cargó sobre los hombros y las puso en lo alto de un monte. ¿Quién atacaría a este supermacho mientras se lleva las puertas de la ciudad?
¿Y por qué lo hace? ¿Para qué lo hace?
Mmmmmmm… ¿Para impresionar con su fuerza? ¿Para llamar la atención porque tenía problemas de autoestima? ¿Para meterle miedo a sus enemigos? ¿Porque era un creído, un arrogante soberbio a quien sólo le importaba su propia gloria? ¿Por aburrimiento? ¿Tú qué piensas?
Si me preguntas a mi, mi respuesta es: todo lo anterior.
Sansón abusaba del tremendo poder que tenía… un poder que no era suyo, ¡era de Dios! Un poder que le fue dado para un propósito mayor a él mismo.

LAS PRESIONES DE UNA AMISTAD ÍNTIMA 1
Y ahora, ¿qué sucede con Sansón? (vs.4)
Todos cometemos errores, pero cuando repites el mismo error, una y otra vez, es porque no has aprendido nada de nada. Tienes cero revelación y cero sentido común. Si no aprendes de los errores del pasado estarás destinado a repetirlos. Exactamente eso fue lo que hizo Sansón:
. Vuelve a engancharse con una mujer que no era de su pueblo.
. Se deja manipular por ella. Dalila lo da vuelta.
. Se enamora perdidamente y le abre su corazón.
. Y termina mal, muy mal… peor que la primera vez.

¿Con quiénes estaba remetida Dalila? (vs.5)
Si te acuestas con el enemigo terminarás sometido #SerieDesafíos
¡Ay Sansón, Sansón! ¡Tanto músculo… y tan poca revelación!

¿Cuál fue la estrategia de Dalila para someter a Sansón? (vs.6 al16)
Vamos por partes:
Vs.6-9. Ella le ruega amorosamente. ¡El tipo se la banca!
Vs.10-12. Ella comienza a manipular. ¡El tipo es inmutable!
Vs.13-14. Ella insiste, seduce, manipula más. ¡El tipo mantiene el invicto!
Vs.15-16. Ella presiona, manipula, somete más. ¡Al tipo lo vacunan!
Por “amor” (o mejor dicho, por tener cero visión y claridad mental), el tontísimo de Sansón se somete a los caprichos y a las hábiles y sensuales manipulaciones de Dalila. Se somete a sus juegos y a sus presiones constantes. Repite los viejos errores.
¿Y entonces, qué sucede? (vs.17-22)
Dalila le conquista el corazón y él le revela su secreto espiritual. Se ata a ella y Dios lo abandona. Sansón pierde todo. Pierde su fuerza. Pierde sus ojos. Pierde su dignidad. Pierde su integridad. Pierde su libertad. Pierde su liderazgo. Pierde el propósito de Dios para su vida. Pierde la presencia de Dios en él. Lo tenía todo y se queda sin nada.

No puedes meter a cualquiera en tu círculo íntimo, no puedes abrirle tu corazón a cualquiera, porque si metes a la gente equivocada terminarás atándote a ellos, sufriendo y perdiendo la visión de Dios para tu vida.
¿Hay alguien en tu corazón, en tu intimidad, que Dios no aprueba?
Piensa en los chicos y las chicas a quienes consideras tus mejores amigos: ¿Te edifican o te apartan de Dios?
¿Eres mejor estando con ellos o te hundes junto con ellos?
¿Se ayudan o se lastiman mutuamente?

Establezcamos un principio de obediencia: “Podemos tenerlo todo, pero si somos desobedientes a la Palabra de Dios lo echaremos todo a perder”

Extracto del Libro Desafíos para Jóvenes y Adolescentes Jueces.

Por Edgardo Tosoni.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingresa tu email y recibe actualizaciones:

Enviado por FeedBurner