Bienvenido a Nuestro Blog

Devocional – IMPOSSIBLE IS NOTHING

Devocional - IMPOSSIBLE IS NOTHING

Pasaje Clave: Génesis 18.

ESTAR EN EL LUGAR CORRECTO
¿En dónde estaba Abraham? (vs.1)
El Valle de Manre era el lugar en donde Abraham había edificado su 3º altar (13:18). Abraham estaba en el lugar de la comunión. Abraham estaba cerca de la presencia de Dios.
Existen muchos lugares en los que puedes estar pero únicamente en el lugar correcto Dios se te revelará, te dará palabras para guiarte y te bendecirá.
¿Y cuál es “ese lugar correcto”?
Puede ser tu habitación, tu baño, la terraza, la cocina, el patio… Es el lugar que eliges para encontrarte con Dios y edificar tu altar de comunión con Él. Ese será tu “lugar correcto” porque ahí te relacionarás con Dios, lo adorarás, lo amarás, orarás y Él te responderá, te cubrirá con su amor infinito, te sanará, te perdonará y te enseñará.

MÁS REVELACIÓN
Por estar en el lugar correcto, ¿qué experiencia tiene Abraham y qué hace? (vs.2-8)
Estos “3 hombres” a quienes Abraham hospeda en su casa, no eran 3 personas comunes y corrientes, ¡no! ¡Uno de ellos era Dios mismo y los otros dos eran ángeles! ¡Woooowwww! ¿Entiendes lo que hace Abraham? Él no deja pasar la presencia de Dios. Le ruega que se queden en su casa y los sirve. Abraham lo quiere a Dios metido en su casa.
¿A quiénes metes en tu casa? ¿Con quiénes tienes comunión? ¿Con quiénes te relacionas? ¿Por quiénes te dejas influenciar?

Y entonces, Dios le suelta una nueva revelación. ¿Qué le dice? (vs.9-10)
¿Y cómo reacciona Sara cuando escucha esa palabra? (vs.12)
¡Ella tenía 89 años! (Era 10 años más “joven” que Abraham). Ya no menstruaba, no podía tener hijos. El “deleite” o “placer” al que se refiere Sara es el deleite sexual, el deleite de concebir un hijo y de llegar a ser madre.
Y Sara se ríe… Jajajajajajajajajaja… ¡Y Dios la escucha! Jajajajajajajajaja…
Pero no se enoja con ella, Sara no tenía el mismo nivel de fe que Abraham. Entonces Dios vuelve a confirmarle la palabra que le había dado y le deja bien en claro que para Él no hay nada imposible (vs.13-14).
Y también le deja bien en claro que a Él no se le miente (vs.15). ¿Clarito, no?

ABRAHAM EL INTERCESOR
¿Sabes qué significa “interceder”?
Interceder significa orar por otros. Te metes en la presencia de Dios para orar por tus amigos, por tus padres, por tus líderes y pastores, por la vida del chico o la chica que te gusta. Oras por tu bebé. Oras por tus profesores, por tus compañeros de curso, oras por tus gobernadores y presidentes. Oras por tu barrio, tu ciudad o tu país. Cuando oras por otros, cuando le rugas a Dios por ellos, cuando los traes delante de Dios en tus oraciones, estás intercediendo
No oras por ti mismo, sino por los demás. ¡Y la intercesión es un arma poderosísima!

Exactamente eso fue lo que hizo Abraham luego de enterarse de que Dios destruiría a las perversas y corruptas ciudades de Sodoma y Gomorra.
¿Qué le revela Dios a Abraham? (vs.20-22)
¿Y por qué motivos le da semejante revelación?
Pregunto: ¿Necesita Dios “informarle” a Abraham (o a cualquier otra persona) lo que Él tiene pensado y decidido hacer? ¡No, no necesita hacerlo! Entonces, ¿por qué lo hace? ¿Por qué se lo cuenta a Abraham? (vs.17-19)
¡Impresionantes los motivos de Dios!

  • Porque Abraham llegaría a ser una nación grande y fuerte.
  • Porque en él serían benditas todas las naciones de la tierra.
  • Porque él le enseñaría a toda su descendencia a obedecer a Dios.

Es como si Dios dijera: “A Abraham le puedo dar más revelación. Por su corazón obediente, por su actitud de fe, porque ama mi presencia, aquí tiene más revelación de los juicios que ejecutaré”.

Entonces, luego de escuchar lo que Dios tiene pensado hacer, Abraham intercede. ¿Qué le plantea a Dios? (vs.23-25, 27-32)
Mañana, en el próximo capítulo, vamos a ver que Dios aniquiló total y completamente a Sodoma y Gomorra, las borró de la tierra para siempre.
¿Acaso falló la intercesión de Abraham?
¿No dije arriba que la intercesión es un arma poderosísima?
Entonces, ¿por qué Dios no lo escuchó? ¿Qué pasó?
Dios SÍ escuchó la oración intercesora y el pedido de Abraham por aquellas ciudades corruptas (para que Lot y su familia no murieran), el problema es que en ellas ni siquiera había 10 justos, solo había 1: Lot. Y Dios arrasó con ellas.

Extracto del libro “Desafíos Para Jóvenes y Adolescentes: Génesis Edición Extendida”

Por Edgardo Tosoni

DESCARGA GRATIS “Desafíos PJA: Génesis Edición Extendida”. Haz CLICK AQUÍ



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingresa tu email y recibe actualizaciones:

Enviado por FeedBurner