Bienvenido a Nuestro Blog

Devocional – ALGUNAS VERDADES QUE DEBES CONOCER

Devocional - ALGUNAS VERDADES QUE DEBES CONOCER

¿Qué es la Fe?

Confiar en Dios es estar totalmente seguro de que uno va a recibir lo que espera. Es estar convencido de que algo existe, aun cuando no se puede ver (Hebreos 11.1).

La vida cristiana se basa en la fe y en la aceptación de estos cuatro principios que te definen como un hijo de Dios, alguien diferente, con una nueva vida por delante y una esperanza que va más allá de todo.

1. El Hombre Separado de Dios.

La Biblia dice que antes de conocer a Jesucristo todos vivíamos de acuerdo a nuestra naturaleza pecadora, siguiendo los caprichos de los malos deseos que nos dominan. Esto es lo que la Biblia llama pecado, y es lo que nos separa del Dios santo y perfecto que nos creó.

2. El Pecado se Paga con la Muerte.

El fin de todos los pecadores es la muerte eterna. Quien sólo vive para pecar, recibirá como castigo la muerte (Romanos 6.23).

3. El Amor de Dios.

Pero como Dios es bueno y amoroso nos ofreció la oportunidad de salvarnos, por medio de su Hijo Jesucristo. El nunca cometió pecado y por amor murió en la cruz por los pecados de todos los hombres.

Dios amó tanto a la gente de este mundo, que me entregó a mí, que soy su único Hijo, para que todo el que crea en mí no muera, sino que tenga vida eterna (Juan 3:16).

4. El Perdón de Dios.

Jesús tuvo una muerte muy cruel, pero resucitó al tercer día y subió al cielo, para preparar un lugar para cada uno de sus hijos. De esta manera, quienes lo aceptan como su único y suficiente salvador reciben su perdón y la vida eterna.

¿Qué es Ser un Hijo de Dios?

Un hijo de Dios acepta estas verdades:

  • Vive con fe en Dios y en sus promesas.
  • Tiene una vida diferente, basada en los principios bíblicos.
  • Ama a Dios.
  • Permite que Dios guíe su vida.

Podés invitar a Jesús a entrar a tu corazón y hacerle Salvador y Dueño de tu vida mediante la siguiente oración: “Señor Jesús, yo te acepto como mi único salvador. Gracias por tu amor y por morir por mis pecados en la cruz y darme tu perdón y vida eterna.  Quiero ser un hijo tuyo y vivir de la manera en que te agrada. Enséñame a seguir tus pasos. Amén”.

Extracto del libro “Si Te Gusta ¡Hacelo! ¿Podés Vivir Así?

Por Sociedad Bíblica Argentina



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingresa tu email y recibe actualizaciones:

Enviado por FeedBurner